Mascarilla calmante-hidratante de Avène

 

De sobra es conocida por todos la buena fama de los productos de la firma Avène, una marca que nació en un pequeño pueblo del sur de Francia y cuya esencia radica en las propiedades del agua termal que incluye en la formulación de todos sus productos y que está especialmente indicada para el cuidado de pieles sensibles, intolerantes y atópicas.

La mascarilla calmante hidratante de Avène es uno de esos productos que llevan en mi casa toda la vida, mi madre siempre traía muestras de los productos que le hacían llegar a la farmacia y yo iba probando unos y otros hasta conseguir engancharme a muchos de ellos. Todos los inviernos cuando me notaba la piel especialmente sensible y deshidratada a causa del frío le pedía que me trajera esta mascarilla y ahora años después sigo recurriendo a ella como tratamiento de nutrición intensivo.

Entre sus componentes además del agua termal siempre presente en todos los productos de Avène, está el aceite de cártamo que aporta a la piel una nutrición extra que ayuda a restablecer su equilibrio. Su textura untuosa de color blanco y sin perfume resulta súper agradable de extender y nada más aplicarla notas inmediatamente la sensación de piel más calmada.

Esta mascarilla viene en un tubo de plástico que contiene 50ml de producto, este formato resulta especialmente cómodo para su aplicación ya que con apenas dos presiones deja salir la cantidad perfecta para cubrir todo el rostro. A mi me encanta aplicarla con una brocha sintética tipo «lengua de gato» ya que de esta manera consigo aprovechar mejor el producto y llegar a todos los rincones del rostro.

Lo cierto es que no sólo puede usarse los meses de frío, en verano también se convierte en el aliado perfecto para calmar e hidratar la piel después de tomar el sol, y como curiosidad comentaros que si metéis el bote en el frigorífico unas horas antes de utilizarla la sensación de alivio y frescor es aún mayor si cabe.

En definitiva una mascarilla hidratante totalmente recomendable para todo tipo de pieles, en especial las más sensibles e irritadas, que puede usarse durante todo el año como tratamiento extra de nutrición cuando notemos la piel especialmente deshidratada.
  • Nota: 10/10
  • Para quien: Todo tipo de piel
  • Precio: 18 euros
  • Donde: en farmacias y parafarmacias

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *